Selecciona la ubicación en donde deseas el servicio:

La ubicación detectada es:

¿es donde quieres instalar el servicio?

No Si

Ingresa tu dirección:

Así es como nos estamos adaptando al cambio climático

Blog

Así es como nos estamos adaptando al cambio climático Así es como nos estamos adaptando al cambio climático

Así es como nos estamos adaptando al cambio climático

Medidas que te ayudan a ti y al planeta

26 Noviembre 2021

Por: Miosotis Batista.

El calentamiento global es un término que usamos para describir el aumento actual de la temperatura promedio de nuestro planeta, esta es la consecuencia más notable y reciente del cambio climático.

Es cierto que el clima de la Tierra ha cambiado muchas veces. Nuestro planeta ha pasado por múltiples eras de hielo, en las que capas de hielo y glaciares cubrieron grandes porciones de la Tierra. También ha pasado por períodos cálidos en los que las temperaturas eran más altas que en la actualidad.

Los cambios pasados en la temperatura de la Tierra ocurrieron muy lentamente, durante cientos de miles de años, sin embargo, la reciente tendencia al calentamiento está ocurriendo mucho más rápido que nunca.

Los ciclos naturales de calentamiento y enfriamiento no son suficientes para explicar lo que hemos experimentado en tan poco tiempo; a los científicos les preocupa que el clima esté cambiando más rápido de lo que algunos seres vivos pueden adaptarse.

En 1988, la Organización Meteorológica Mundial y el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente establecieron un comité de climatólogos, meteorólogos, geógrafos y otros científicos de todo el mundo. Este Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) incluye a miles de científicos que revisan la investigación más actualizada disponible relacionada con el calentamiento global y el cambio climático. El IPCC evalúa el riesgo de cambio climático causado por las actividades humanas.

El efecto invernadero

Las actividades humanas contribuyen al calentamiento global aumentando el efecto invernadero. El efecto invernadero ocurre cuando ciertos gases, conocidos como gases de efecto invernadero, se acumulan en la atmósfera del planeta. Estos gases, que se encuentran naturalmente en la atmósfera, incluyen el vapor de agua, dióxido de carbono, metano, óxido de nitrógeno y gases fluorados a veces conocidos como clorofluorocarbonos (CFC).

Los gases de efecto invernadero atrapan el calor que recibimos del sol, aumentando la temperatura del planeta, actúan justo como las capas de tela dentro de un invernadero que retienen el calor para que podamos cosechar a pesar del frío.

Desde la Revolución Industrial a fines del 1700 y principios del 1800, la humanidad ha estado liberando grandes cantidades de gases de efecto invernadero a la atmósfera. Esa cantidad se ha disparado en el último siglo. Las emisiones de gases de efecto invernadero aumentaron un 70% entre 1970 y 2004. Las emisiones de dióxido de carbono, el gas de efecto invernadero más predominante, aumentaron aproximadamente un 80% durante ese tiempo. La cantidad de dióxido de carbono en la atmósfera actual supera con creces el rango natural observado durante los últimos 650.000 años.

La mayor parte del dióxido de carbono que la gente emite a la atmósfera proviene de la quema de combustibles fósiles como el petróleo, el carbón y el gas natural. Los carros, camiones, trenes y aviones queman combustibles fósiles. Muchas plantas de energía eléctrica también queman combustibles fósiles.

Otra forma en que las personas liberan dióxido de carbono a la atmósfera es talando bosques. Esto sucede por dos razones. El material vegetal en descomposición, incluidos los árboles, libera toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera. Los árboles vivos absorben dióxido de carbono. Al disminuir el número de árboles para absorber dióxido de carbono, el gas permanece en la atmósfera.

La mayor parte del metano en la atmósfera proviene de la ganadería, los vertederos y la producción de combustibles fósiles, como la minería del carbón y el procesamiento de gas natural. El óxido nitroso proviene de la tecnología agrícola y la quema de combustibles fósiles.

Los gases fluorados incluyen clorofluorocarbonos, hidroclorofluorocarbonos e hidrofluorocarbonos. Estos gases de efecto invernadero se utilizan en latas de aerosol y en refrigeración.

Todas estas actividades humanas agregan gases de efecto invernadero a la atmósfera, atrapando más calor de lo habitual y contribuyendo al calentamiento global.

Efectos del calentamiento global

Carlos Cueto, nuevo director general y CEO

Incluso un ligero aumento de la temperatura global media puede tener enormes efectos. Quizás el efecto más grande y obvio es que los glaciares y los casquetes polares se derriten más rápido de lo habitual. El agua de deshielo desemboca en los océanos, lo que hace que el nivel del mar suba y los océanos se vuelvan menos salados.

Las capas de hielo y los glaciares avanzan y retroceden de forma natural. A medida que la temperatura de la Tierra ha cambiado, las capas de hielo han crecido y se han encogido, y el nivel del mar ha bajado y subido. Los corales antiguos que se encuentran en la tierra en Florida, Bermuda y las Bahamas muestran que el nivel del mar debe haber sido de cinco a seis metros (16-20 pies) más alto hace 130.000 años que en la actualidad. La Tierra no necesita calentarse como un horno para derretir los glaciares. Los veranos del norte eran solo de tres a cinco grados Celsius más cálidos, durante la época de esos antiguos fósiles que en la actualidad.

Ante este fenómeno la República Dominicana se ve en riesgo de perder gran parte de su línea costera, y que muchas de nuestras playas se queden totalmente sumergidas si se derriten los polos, además que un aumento en la temperatura de los océanos conducirá a un número más elevado de desastres naturales atmosféricos como huracanes y tormentas.

Nos enfrentamos a un escenario peligroso, fenómenos climáticos como el Niño y la Niña (Conocidos como Oscilación del Sur o ENSO por sus siglas en inglés) presentarán patrones erráticos que desencadenarán grandes sequías en ciertas temporadas e inundaciones repentinas en otras.

Por eso, desde Claro dominicana estamos tomando medidas clave para reducir nuestras emisiones de gases de efecto invernadero, adaptarnos al cambio climático y poder seguir proporcionando servicios de calidad para los dominicanos.

Para facilitarte la vida, hemos ampliado la cantidad de procedimientos que puedes realizar a través de nuestra aplicación y portal Mi Claro, evitando así gastos de combustible innecesarios para nuestros clientes.

Estamos adaptando nuestras instalaciones para conservar energía, ahorrando más del 60% de la energía que usábamos previamente, incluyendo la implementación de un sistema de baterías que redujo un 40% la cantidad de energía de generadores diésel.

Alrededor del 90% de nuestros clientes recibe sus facturas por medios electrónicos, lo que nos permite salvar quince mil árboles cada año, estos árboles absorberán 900 toneladas de dióxido de carbono de la atmósfera.

Sobre la autora


Miosotis Batista

Miosotis Batista: Con una maestría en Ciencias Ambientales, fue ganadora del Premio Nacional de la Juventud en la categoría de Preservación y Fomento de los recursos Naturales en el 2020. Es actualmente CEO de Tinglar Media, agencia consultora en proyectos de medio ambiente y turismo sostenible.


Comparte

Noticias relacionadas

Aprende matemática sin estrés

¿Mi teléfono móvil se puede reciclar?

PruebaT